Archivo de la etiqueta: Jude Law

Tengo un mundo de sensaciones

“El imaginario mundo del Dr. Parnassus” de Terry Gilliam con la última actuación de Heath Ledger antes de su fallecimiento se estrenó el jueves pasado. Christopher Plummer, Tom Waits, Johnny Depp, Colin Farell, Jude Law y Lily Cole completan el estelar elenco de la última fantasía del ex Monty Python.

Desde que escribió y dirigió “Monty Python y el Santo Grial” en 1975, Terry Gilliam no dejó de sorprender una y otra vez en sus posteriores realizaciones. Dueño de una creatividad envidiable e irónico sentido del humor acerca de la vida moderna, que lo hizo sufrir la censura en lugares como Alemania, supo establecer un código original entre sus films y el público. Se destapó en sus realizaciones con un provocativo estilo surrealista de collages de imágenes y ese universo onírico presente en casi toda su filmografía.

La película “El imaginario mundo del Dr. Parnassus” que se estrenó el jueves pasado en Argentina cuenta la historia del Doctor Parnassus (Christopher Plummer) y su extraordinario ‘Imaginarium’, un espectáculo ambulante en el que a los miembros de la audiencia se les concede la irresistible oportunidad de atravesar mediante un espejo mágico a un mundo de fantasía a medida del usuario.

Pero el universo de Parnassus está en peligro, el vicio del juego hace que dispute apuestas desde hace mil años con Mr. Nick (Tom Waits), que personifica al Diablo.

El último trato entre los dos, le dio la vida eterna a Parnasuss, pero la retribución de tal pacto fue la vida de su hija (Lily Cole) cuando cumpla los dulces 16. Y ese momento se avecina.

Una noche nómade de las tantas en la vida de los personajes descubren el cadáver de un hombre colgado debajo de un puente. Si. Es la primer escena donde aparece Heath Ledger, el actor fallecido por una sobredosis de medicamentos.

Después del rescate conocemos que su personaje “Tony”, es un embaucador. Era director de una Fundación solidaria que se dedicaba a sacar niños de la pobreza, pero al igual que el Dr. Parnassus hizo un pacto, no con el diablo, sino con la mafia rusa para lavar dinero dentro de la institución que comandaba.

Terry Gilliam, (Brazil, 12 monos, Tideland, Pánico y locura en Las Vegas) tuvo que sortear el gran obstáculo que significó la muerte de Ledger en plena etapa de filmación. Para ello logró que tres actores, Johnny Depp, Colin Farell y Jude Law, se involucraran en el proyecto para transformarse en ese “Tony” en los diferentes cruces a la fantasía que realiza el personaje por el espejo de Parnassus.

“El imaginario mundo del Dr. Parnassus” a pesar de ser una superproducción made in hollywood deja que encontremos ese universo propio del director que tanto gusta en todo el mundo. No tan seria ni pesimista como “Tideland” ni alocada como “Pánico y locura en las Vegas” Gilliam encontró un balance y sigue regalando imágenes increíbles en las secuencias de fantasía, que pasan desde un estilo pictórico cercano al de Dalí hasta hacer que cobre vida la tapa del disco “El lado oscuro de la luna” de Pink Floyd.

El elenco es impecable, las dotes para la actuación de Heath Ledger se extrañarán de ahora en más. Su personaje es lo mejor de la película, sólido y profundo. Sin embargo, Gillian dejó que en algunas escenas que improvisara. Tom Waits encarna un Diablo de manera lúdica, más preocupado por que nunca acabe el juego que por la maldad en sí. Christopher Plummer acompaña de manera efectiva con su Parnassus y Johnny Depp, Colin Farell, Jude Law (amigos personales de Ledger) lo suplantan con el carácter que amerita cada escena.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Peliculas

Heath Ledger vive en la nueva fantasía de Terry Gilliam

El 25 de febrero se estrenará en el país la esperada “El imaginario mundo del Dr. Parnassus” de Terry Gilliam. La cinta contiene el último trabajo del australiano como actor, cuyo deceso se produjo por una sobredosis de medicamentos en enero de 2008, en plena etapa de rodaje de la película.

Foto: Sony Pictures

Foto: Sony Pictures

El camino de las películas de Terry Gilliam (“Brazil”, “12 Monos”, “Tideland”) siempre ha tenido sus obstáculos. Su carácter inconformista siempre fue su peor enemigo a la hora de finalizar un proyecto.

Pero la prematura muerte del joven actor australiano Heath Ledger (“Brokeback Mountain”, “Batman, El Caballero de la noche”) mientras rodaba “El imaginario mundo del Dr. Parnassus” fue un golpe inesperado y comprometió todo el proyecto que estuvo al borde del naufragio.

La película cuenta la historia del Doctor Parnassus y su extraordinario ‘Imaginarium’, un espectáculo ambulante en el que a los miembros de la audiencia se les concede la irresistible oportunidad de atravesar mediante un espejo mágico a un mundo de fantasía.

La solución encontrada ante la pérdida por ex integrante de los Monty Phyton, devenido en uno de los mejores directores de cine de la actualidad, fue multiplicar el personaje de “Tony”,que interpretaba Ledger, por tres.

Se unieron entonces a la producción Johnny Depp, Colin Farell y Jude Law para interpretar al estafador “Tony” que traspasa el umbral de la realidad a la fantasía en varias ocasiones.

“Cada uno de los personajes interpretados Depp, Farell y Law representa alguno de los aspectos del papel que Heath desempeñaba”, explicó Gilliam en conferencia de prensa.

Como si la propuesta hasta ahora mencionada fuera poco, participan también en el elenco Christopher Plummer como el Dr. Parnassus y el cantante-actor Tom Waits (“Drácula”, “Bajo el peso de la Ley) como “El Diablo” con el cual Parnassus tiene un oscuro pacto.

“Estoy muy agradecido con Johnny, con Colin y Jude por haberse sumado al proyecto. Y me siento feliz porque la brillante actuación de Heath podrá ser compartida con el resto del mundo” añadió el director.

Resta esperar hasta el 25 de febrero para ver en la pantalla grande una de las películas más esperadas del año.

Deja un comentario

Archivado bajo Peliculas

Sherlock Holmes recargado

El clásico personaje de Sir Arthur Conan Doyle, vuelve a la pantalla grande bajo la mirada del ex de Madonna, Guy Ritchie. Robert Downey Jr. interpreta al racional y ahora también pugilista detective y Jude Law a su fiel compañero el Dr. Watson.

Después de apresar al asesino serial “Lord Blackwood”, Holmes y Watson pueden dar por cerrado el caso que tenía en vilo a la Londres de finales del siglo XIX. Pero a pocos días de haberse consumado la pena capital contra el oscuro Lord, comienzan a aparecer evidencias que llevan a pensar en su resurrección. El viejo duelo de ciencia vs. creencia se enfrentan esta vez bajo el estilo el director inglés Guy Ritchie.

La destreza del ex de Madonna para las películas de acción ya es conocida por estas latitudes. Dan fe de ello sus films “Juegos, trampas y dos armas humeantes” y “Snatch, cerdos y diamantes”.

Su nueva película “Sherlock Holmes” con Robert Downey Jr. y Jude Law que se estrena hoy en cines porteños, es la primera superproducción que dirige el inglés en Hollywood y momentáneamente le presenta batalla de taquilla al gigante “Avatar” de Cameron en EE.UU.

La reposición de la historia del detective más conocido del mundo (y van…) bajo el universo de Ritchie, si bien se reinventa (sobre todo en cuanto al personaje) y es pródiga en vértigo, tiene un manejo de cámara que no es novedoso. Se suman una batería de efectos especiales para que la cámara vuele desde y hacia cualquier lugar.

Sin caer en el videoclip, pero zumbándole cerca, se repiten esas peleas del “gipsy” Brad Pitt de “Snatch”, filmadas en un ralenti que casi congela los movimientos. Puede uno preguntarse si eran necesarias, puesto que no agregan nada a la historia. ¿Son sólo un ejercicio para que el público femenino pueda observar los abdominales trabajados de Robert Downey Jr. convertido por la impericia de Ritchie o las demandas Hollywoodenses en sex-symbol, antes que actor?

Quizás uno de los mayores defectos de la película esté relacionado con el trabajo de Downey, que encarna un Holmes insípido y atado a un guión demasiado rígido. No es así el caso de Jude Law ni el de Mark Strong, quienes interpretan sólidamente al Dr. Watson y a Lord Blackwood, respectivamente.

Con licencias narrativas de amateurs y errores técnicos increíbles a esta altura de la industria cinematográgica del norte que saltan a primera vista, la película es entre buena y regular. Entretiene. Pero cuando se generan expectativas tan grandes alrededor de una película, es más difícil satisfacerlas.

Deja un comentario

Archivado bajo Peliculas